“MCs en el punto de mira de la justicia. ¿Por qué?”

Videos | | |Sin comentarios |

Comparte con tus amigos

En los dos últimos años se han sucedido los procesos judiciales a artistas de hip hop por sus letras o sus tuits. También a titiriteros y a personas anónimas. ¿Qué está pasando?

Texto por: F-MHop Fotos archivo

La sentencia más reciente es la de Valtonyc: 3 años de cárcel. Le precedieron la de César Strawberry, 1 año y 8 meses, y Pablo Hásel, 2 años. En paralelo se han sucedido casos similares de personas ajenas al hip hop: Cassandra Vera (tuitera, 1 año), los comediantes de la compañía Títeres desde Abajo (causa archivada), Facu Díaz (humorista, dos causas archivadas) o Guillermo Zapata (concejal, absuelto). A esto hay que sumar casos de otras personas anónimas, que no tienen repercusión en prensa y que casi siempre deciden aceptar condenadas menores, que no conlleven cárcel, antes de afrontar los costes de juicios de resultado incierto para ellos.

¿Por qué sucede esto desde hace un par de años? ¿No se decían cosas parecidas antes? Sí, se decían cosas parecidas y más fuertes. También se siguen diciendo hoy, pero con unos parámetros ligeramente distintos, que las dejan fuera del alcance de la justicia.

No hace falta ser un gran experto en música contestataria para saber que infinidad de letristas de punk, hardcore, metal y hip hop, han incluido en sus canciones frases de crudeza similar a las de Valtonyc o Hassel o más atrevidas que los chistes que se publicaron en la cuenta de Twitter de Strawberry.

Pero todo cambió en España en el año 2015, con las modificaciones que introdujo el Gobierno del Partido Popular en el código penal (Ley Orgánica 1/2015, de 30 de marzo, por la que se modifica la Ley Orgánica 10/1995, de 23 de noviembre, del Código Penal) y con la aprobación en España de la denominada “Ley Mordaza” (Ley Orgánica 4/2015, de 30 de marzo, de protección de la seguridad ciudadana). Desde ese momento comportamientos y expresiones de opinión que habían sido aceptables desde la llegada de la democracia en 1978, empezaron a ser delito.

Muchos son los que opinan que estas dos novedades legales eran innecesarias y atienden a cuestiones ideológicas y al interés de las élites, temerosas de nuevas réplicas del movimiento 15M, que pudieran poner en cuestión el orden establecido y provocar alternaciones políticas sustanciales, incluyendo un cambio de régimen (con la sustitución de la actual monarquía, por una república). En la misma línea estarían las presiones para expulsar a periodistas “incómodos” de ciertos medios de comunicación, como sería el caso del cese de Jesús Cintora de Cuatro o la cancelación del programa “Carne Cruda” de Radio 3.

También son muchos los que se preguntan por qué no se abren casos judiciales contra personas que hacen apología de regímenes dictatoriales, alientan a la discriminación racial o ensalzan la violencia cuando su ideología es de extrema derecha. Lo cierto es que las bases legales aplicadas a los casos antes citados no les afectan, porque en todo ellos les acusaban de “enaltecimiento del terrorismo y humillación a las víctimas”, no formando esos otros supuestos parte de lo que legalmente se entiende por terrorismo.

¿Realmente los tres rappers, y los otros enjuiciados, ensalzaban el terrorismo o humillaban a las víctimas? Lo mejor es acudir al material de cada uno de ellos, fácilmente localizable en Internet, y que cada uno juzgue por sí mismo. Y también, que cada uno reflexione sobre si merece la pena poner límites a la libertad de expresión, y sobre si existe el peligro de que esos límites se puedan volver cada vez más estrechos, porque progresivamente, los que mandan, quieran censurar de raíz cualquiera postura crítica.

Eso ya ha pasado, y pasa, en países donde la democracia no existe o es una farsa. El ilustrador y guionista de cómica Darío Adanti dijo una frase que hago mía para como conclusión de este artículo: “La libertad de expresión no debería medirse por nuestra capacidad para evitar las ofensas. Sino por nuestra capacidad para no ofendernos”.

 

CENSURA EN LOS TIEMPOS DE FRANCO

 Francisco Franco fue el dictador que gobernó España desde 1936 hasta 1975, una vez que el Bando Nacional se impuso como ganador de la Guerra Civil Española y se erigiera en caudillo. Su régimen empezó con unos planteamientos de corte fascista próximos a la Alemania Nazi y a la Italia de Mussolini, pero tras la derrota total de estos regímenes en la Segunda Guerra Mundial, evolucionó hacia un capitalismo próximo a las tesis de los Estados Unidos.

Para mantenerse en el poder durante cuatro décadas, el régimen de Franco acudió entre otras herramientas a la censura, aprobando leyes específicas y creando organismos encargados de revisar todas las creaciones literarias, musicales, cinematográficas y todas las publicaciones en prensa, para evitar que llegaran al público ideas contrarias al oficialismo.

La Constitución Española de 1978 sirvió para superar aquella etapa y dedicó su artículo 20 a la libertad de expresión, reconociendo explícitamente los derechos “A expresar y difundir libremente los pensamientos y opiniones mediante la palabra, el escrito o cualquier otro medio de reproducción” y “A la producción y creación literaria, artística, científica y técnica”.

PLATAFORMA EN DEFENSA DE LA LIBERTAD DE EXPRESION

Se ha creado una plataforma que agrupa a organizaciones y personas del ámbito jurídico, del periodismo y de los movimientos sociales, especialmente preocupadas por las amenazas a los derechos de expresión y de libertad de información que han supuesto las últimas reformas al código penal y la introducción de la denominada “Ley Mordaza”. Entre las entidades fundadoras están el Ilustre Colegio de Abogados de Madrid (ICAM), la Federación de Sindicatos de Periodistas (FESP), la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU), los periódicos El Diario.es y 20 Minutos, o la revista satírica Mongolia.

Esta plataforma se ha manifestado públicamente frente a los procesos y sentencias judiciales que hemos citado en este artículo.

Sobre el caso Strawberry hicieron un manifiesto que incluía lo siguiente:

La Plataforma en Defensa de la Libertad de Información (PDLI) ha manifestado su rechazo por la condena del Tribunal Supremo a un año de cárcel a César Strawberry, al considerar la Sentencia contraria a un Derecho Fundamental como es la libertad de expresión. (…)

La PDLI recuerda, como viene haciendo en casos similares, que la libertad de expresión ampara la manifestación de comentarios u opiniones que puedan ser socialmente reprobables o minoritarios, y que precisamente ese es el sentido de que sea necesario protegerla.

La PDLI lamenta que una vez más haya que insistir en que, de acuerdo con los estándares internacionales que obligan a España, solo están justificados los límites a la libertad de expresión en casos de clara incitación al odio, la hostilidad o la discriminación. (…)

Sobre el caso Valtonyc también se pronunciaron:

”La Plataforma en Defensa de la Libertad de Información (PDLI) ha manifestado su rechazo ante la condena a tres años y medio de cárcel al rapero Valtonyc por sus canciones, que considera un ataque muy grave a la libertad de expresión e inaceptable en un estado plural y democrático.

La PDLI considera inaudito que el Tribunal, como en el caso de César Strawberry, se limite a valorar la literalidad de las letras, sin entrar a considerar ni el contexto artístico de los mensajes, ni la intencionalidad, ni la relación con actividades efectivamente terroristas, al contrario de lo que exige el Tribunal Constitucional cuando se trata de restricciones a un derecho fundamental. (…)

A juicio de la PDLI, que nuestra legislación permita este tipo de fallos, pone en evidencia que nuestro ordenamiento no es compatible con los estándares sobre libertad de expresión a los que España está sujeta, como esta Plataforma viene denunciando reiteradamente. Una valoración que también comparten instituciones y organizaciones internacionales como la OSCE o Naciones Unidas. Por lo que volvemos a reclamar a los Grupos Parlamentarios que, a la mayor urgencia, promuevan iniciativas para derogar los tipos penales de injurias, calumnias y enaltecimiento del terrorismo.

DEF CON DOS RESPONDE

El reciente disco de Def Con Dos, #Trending_distopic, está consagrado en gran medida a la libertad de expresión, hasta el punto de que es inevitable pensar que en un resultado directo del proceso judicial que ha sufrido César Strawberry, que le ha supuesto un amargo trago, pero también le ha dado a la banda una gran fuente de inspiración. La canción “Que tú nos persigas…” es una réplica directa al proceso judicial. También los temas “Reservado” o “Algunas canciones acaban bruscamente” están centrados directamente en la defensa de ese derecho. Además, entre algunas canciones se incluyen citas de personajes famosos sobre la libertad de expresión y la necesidad de defenderla, aún a costa de reducir las garantías de seguridad.

En el resto de disco se incluyen mensajes contra la alienación social y la manipulación de los ciudadanos por el poder.

Musicalmente en este disco vuelven a rap metal, tras el acercamiento neto al hip hop de Dos Tenores (2015), además presentan importantes cambios en la formación, con la incorporación de un nuevo guitarrista y dos nuevos vocalistas.

Comparte con tus amigos

Deja un comentario

Hip Hop Life Xpress

portadaHHLX9_opt

Nueva Hip Hop Life Xpress, vol. 9


Si todavía te queda verano, si dispones de ratos vacíos, en Hip Hop Life Xpress tenemos algo para todos ellos. Y es que, aunque el panorama parezca detenido, las cosas…




Newsletter

Suscríbete y recibe cada viernes o sábado en tu correo todas nuestras novedades, artículos exclusivos y mucho más.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar